Por Redacción Nadie es Cool (@nadieescool)

Guion: Hay un Bati en el vestuario

ESTADIO DE FÚTBOL – PASILLOS / INTERIOR

Es de noche. La selección argentina acaba de ganar un partido que no le importa a nadie y se prepara para lo que mejor sabe hacer: perder con Alemania en un mundial. En el vestuario se escuchan ruidos de desodorantes en spray, el agua cayendo desde una ducha y una cumbia de ocasión. Gabriel Batistuta toca la puerta.

los-jugadores-argentina-pendientes-sus-telefonos-moviles-tras-victoria-sobre-venezuela-1466348460860

KUN AGÜERO
Che, loco, tocaron la puerta. Capaz sea Karina con los sanguchitos de miga que pedimos. ¿Alguien puede abrir? Dale, Romero, andá vos.

SERGIO ROMERO
No, no, yo no salgo nunca, me da miedito. Que vaya otro.

POCHO LAVEZZI
No, loco, no, loco. Voy yo, porque encargué algo. Tranquilo, yo voy.
(Sobresaltado, corre desde el fondo y va hacia la puerta)

Abre la puerta.

POCHO LAVEZZI
(Lo ve al Bati, mira desoncertado al pasillo en busca de otra persona)
¿Viniste sólo loco? ¿Te mandan con lo que encargué?

CaKmK6vWwAAHWCW

BATISTUTA
¿Cómo? No entiendo, yo sólo paso a saludar a los muchachos. Soy Gabriel Batistuta, encantado.

Batistuta entra al vestuario. Marcos Rojo habla por un teléfono fijo al pabellón donde tiene enjaulada a su familia, Mascherano se tira al piso a buscar una venda que se le fue por el armario, Di María mira a su espejo encantado preguntando quién es el más lindo del departamento donde vive y Messi aprende las vocales mirando en su Ipad un video de Pepa Pig.

BATISTUTA
(Eleva el tono de su voz)

Hola a todos, sólo vengo a saludarlos y a felicitarlos por haberle ganado a la provincia de Santiago del Estero con un gol con la mano. Son un gran ejemplo para todos y los ex jugadores nos sentimos orgullosos de ustedes.

 

Silencio.
Silencio.
Silencio.

 

14 Jun 1998: Gabriel Batistuta of Argentina celebrates after scoring in the World Cup group H game against Japan at the Stade Municipal in Toulouse, France. Argentina won 1-0. Mandatory Credit: Laurence Griffiths /Allsport

MESSI
(Levanta la mirada y no reconoce a Batistuta)
No queremos asociarnos ni a Médicos sin Fronteras, ni a Green Peace, maestro. Te agradecemos pero ya colaboramos en Europa. Bueno, ahora yo lo hago porque la justicia me obliga.

BATISTUTA
No, no. Soy Gabriel Omar Batistuta, jugué en este mismo equipo hace unos años.

MESSI
¿Hace algunos años? ¿Qué significa eso?

BATISTUTA
Claro, la selección argentina existe hace mucho y yo antes formaba parte de este equipo. Fui el goleador histórico hasta que vos me pasaste hace poco. Pero en los 90 yo era un referente de este plantel.

MESSI
¿En los 90? ¿Cuando estaba la Play 1?

BATISTUTA
No tengo ni idea de lo que me estás hablando. En fin, no quiero robarles más tiempo porque los veo súper ocupados. Pero me gustaría charlar un rato con el Pipita Higuaín, yo fui el 9 en aquélla época y quiero darle algunos consejos al 9 de este equipo.

Sin título

Higuaín sale del baño con una revista Billiken plegada abajo del brazo izquierdo. Lo mira a Batistuta y es el único en reaccionar. Se acerca.

 

HIGUAÍN
¡Hola, Bati querido! ¡Qué alegría verte, hermano! Sos un ícono para todos nosotros, qué bueno que estés por acá.

BATISTUTA
Gracias, Pipita. La verdad es que estaba un poco perdido, parecía que estos pibes no me conocían y sólo me hablaron de unos juegos. Me pone contento que al menos alguien sepa quién fui yo.

HIGUAÍN
No les des bola, a veces se ponen así, pero en el fondo son buenos pibes.

BATISTUTA
Seguro, seguro. Che, quería darte un consejo, ¿te molesta? Lo único que quiero decirte es que cuando estés en la cancha apuntes a ese rectángulo delimitado por los palos y el travesaño y que tiene una red en el fondo. Se llama arco. Metés ahí la pelota y es un gol para nuestro equipo. Suena complicado, pero te acostumbrás si lo hacés de vez en cuando.

HIGUAÍN
Uh, zarpado. Bueno, gracias viejo. Voy a tenerlo en cuenta.

BATISTUTA
Tengo que irme, me esperan afuera. Vos sos el único que me reconoció, así que sólo te saludo a vos. Un placer, Pipita, ojalá algún día ustedes puedan traer la copa que a nosotros se nos escapó. Confío en este plantel a muerte.

HIGUAÍN
Gracias, Bati. Saludos a tu señora y a los chicos.

294312-worldcup98screenshot

Higuaín acompaña a Batistuta hasta la puerta, se dan un abrazo y se despiden. Al entrar nuevamente al vestuario, Messi se acerca a Higuaín.

 

MESSI
¿Viste quién vino a saludar? El Bati. Lo busqué en Google y estuvo en el FIFA 98 el chabón, un groso.

HIGUAÍN
¡Gabriel Omar Batistuta! Mirá si no voy a reconocerlo, el tipo jugó muchísimos años acá. Aunque me quedé un poco desconcertado porque empezó a darme algunos consejos para jugar y no entiendo a qué viene todo esto.

MESSI
¿Por qué? ¿Qué te dijo?

HIGUAÍN
Me dijo que apunte al arco cada vez que quiera hacer un gol. Y es raro viniendo del Bati, que fue un gran arquero, ¿no? ¿Cómo hizo entonces para atajar todos los penales en el mundial de Italia 1990 si él pensaba como un goleador?

***

Comentarios

Leave a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.