Kendrick Lamar lleva la vara muy alto

por @fgvidela

“What is competition? I’m tryna raise the bar high.

Who tryna jump and get it? You better off tryna skydive.”

Así cierra Kendrick Lamar el rap más picante del 2013. No lo hace para alguna canción de él, lo hace en una colaboración para Big Sean. Para ese entonces, ya había estado en boca de todos y con uno de los mejores discos del 2012 puso la vara muy arriba. Más arriba de lo que muchos otros raperos de la Costa Este (Nueva York) y la Costa Oeste (Los Ángeles) podrán.

kendrick

Nacido en Compton, California, cuna de N.W.A, grupo de hip hop de Ice Cube y Dr. Dre, entre otros.California Love de Tupac con Dr. Dre le cambió la vida y a los 16 años hizo su primer mixtape que llamó la atención. Pasaron 9 años hasta que en 2012 sacó el disco que volvió a poner a Compton en la escena del rap en Estados Unidos, dominada por Jay-Z y Kanye West. Personalmente no creía posible un albúm conceptual de rap. Menos uno como este. Acostumbrado a un juego de rimas como el de los Beastie Boys, “good kid, m.A.A.d. city” destruyó mis prejuicios. Lo escuché todos los días durante seis meses. Llegué a pensar que ordenando ciertas canciones, la historia que cuenta Kendrick sería más entendible. Sigo creyendo que se puede hacer una obra musical de este disco.

Las grandes historias son siempre personales. Toda historia inventada tiene su correlato en la realidad. Cuando uno cuenta su adolescencia, los problemas, las drogas, el sexo, la muerte, caer hasta el punto más abajo y levantarse después, uno sabe que llegó a un buen lugar. Le pasaron las mismas cosas que a nosotros con la única diferencia que él lo escribió en rima y con la ayuda de Dr. Dre y varios productores más le dieron forma a todo.

 good kid, m.A.A.d city.

Estilizado de una forma con la cual los obsesivos sufrimos, también conocido como “A Short Film”, cuenta su adolescencia en Compton. Pandillas, drogas, delitos, rimas. Si debe hacerse una comparación con una obra de la literatura clásica sería una moderna “Ulysess” de James Joyce: ambas narran las idas y vueltas de un joven en una ciudad que en cualquier momento se lo traga vivo. Las canciones te transportan a la vida de él, te dice por qué ya no fuma marihuana, por qué las pandillas mataron a sus amigos y que seguramente están detrás de él. Parece ser personal aunque no lo es, incluye a todos los que sufrieron ese estilo de vida donde estudiar no era una escapatoria de la realidad. Era vender drogas y estar en una pandilla o estar muerto. Todo gran rapero de la Costa Este u Oeste vendió drogas antes o durante de sus primeras rimas, ese dinero sirvió para grabar esos primeros mixtapes. Kendrick no es la excepción. Su flow hace que su voz suene y quede grabada en la cabeza.

1347636571_kendrick-lamar-good-kid-maad-city

El quiebre en el disco se encuentra en m.A.A.d city, MC Eiht colabora en la canción y le dan forma a m.A.A.d (“Compton, USA, made Me an Angel on Angel Dust”). Traducir esta frase le hace perder el sentido, pero en ella se encuentra el cambio de Kendrick Lamar. El primer porro que se fumó tenía cocaína, llamado polvo de ángel o “angel dust”. Fue el sacrificio para el cambio.

En Sing About Me, I’m Dying Of Thirst, la gente le pide que él les cante canciones para ser recordados, gente que nadie recuerda, ni conoce; él pide lo mismo a cambio. Una canción llena de guiños a pasajes bíblicos aunque no los únicos: el disco abre con una plegaria en la que pide perdón por sus pecados y pide a Jesús ser salvado.

“Real” contiene una frase que he utilizado mucho, mirarme al espejo y decirme que estoy ahí, que soy genuino. Termina con consejos del padre y de la madre.

“Real is responsability. Real is taking care of your motherfucking family. Real is God, nigga”.

“If I don’t hear from you tomorrow, I hope you come back and learn from your mistakes. Come back a man.”

Toma los consejos y logra “Compton”, el cierre del disco, de la historia, se proclama Rey y el trono se lo da Dr. Dre. Kendrick es producto de N.W.A. Es producto de todos los que creyeron que hacer y vender drogas era la solución a un mal estilo de vida. Es producto de los grandes raperos que vivieron lo mismo que él y que murieron por no poder despegarse de esas bandas. Algunos volvieron en forma de holograma en Coachella y otros no.

Actualidad

El disco logró estar en los Top 10 de los mejores discos del año (Rolling Stone US, lo puso como número 6) y todos empezaron a nombrarlo más. Comenzó a colaborar con otros raperos como Big Sean en “Control”, donde dice que va a lograr que todos los nuevos raperos con los que él ha colaborado no sean reconocidos ni por sus fans acérrimos. Abrió 26 veces para Kanye West en su Yeezus Tour y consiguió 7 nominaciones para los Grammys 2014. No ganó ninguno pero brindó con Imagine Dragons la mejor actuación de la noche.

La banda y él, tocaron Radioactive y m.A.A.d city. Recuerdo como si fuera ahora, viéndolo en la televisión a la madrugada, prestando atención a cada palabra que salía de ese 1,68m. Mezclaron perfectamente ambas canciones pero hubo un detalle, un nuevo verso que finaliza con un grito de guerra al estilo de Kanye en Black Skinhead. Me puse a gritar. Volvió a subir la vara. Solo resta que pueda saltarla él.

Cómo el disco ha marcado un antes y un después en el “West Coast Rap”, un profesor en la Universidad de Georgia, Estados Unidos, dictará una clase en la que el eje será la historia que Lamar cuenta en su albúm, la vida para los jóvenes en ciudades tóxicas, será un prisma que abarcará “viajes” a otras ciudades con problemáticas similares, abordando autores de cada ciudad. James Joyce y Dublin, James Baldwin y Nueva York, Gwendolyn Brooks y Chicago, etc.

Como dijo Adam Diehl, el creador de esta clase, “las grandes historias duran para siempre y la historia de good kid, m.A.A.d city es una gran historia”. El disco no envejece, es de esas piezas que se mantendrán intactas para los amantes de las historias. Recomiendo darle la chance a este artista. Si uno no queda conforme con el disco, puede ir a las colaboraciones donde participa, como en las de The Amazing Spiderman 2 o con Imagine Dragons. La flexibilidad con la que cuenta su música y poesía para adaptarla a otros géneros musicales hace que este pibe sea un distinto, un distinto que necesita que su historia sea escuchada.

 


 

Comentarios

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

You may use these HTML tags and attributes:

<a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>